Noticias

Estudiantes de Biotecnología de la UMH visitan el Parque Científico

Los alumnos han conocido la spin-off AntalGenics, la empresa Iberogen y las start-ups Nutrihorizon, Bioferric Ink y Oscillum Biotechnology.
Los estudiantes han charlado con los promotores de estas compañías y han conocido más de cerca su historia, su funcionamiento y la actividad que desarrollan.

Cerca de 40 estudiantes del grado de Biotecnología de la UMH han visitado hoy lunes, 18 de noviembre, las instalaciones del Parque Científico y algunas de las empresas que lo integran. Concretamente, los alumnos han conocido de la mano de sus promotores la spin-off AntalGenics, la empresa Iberogen y las start-ups Nutrihorizon, Bioferric Ink y Oscillum Biotechnology. Durante la visita, representantes de estas compañías han explicado qué retos y oportunidades presenta en la actualidad el sector de la Biotecnología así como sus rutinas y responsabilidades laborales.

Los estudiantes han charlado con los promotores de estas compañías y han conocido más de cerca su historia, su funcionamiento y la actividad que desarrollan. También, han aprendido cómo se puede dar respuesta a necesidades no cubiertas en el mercado a través de la innovación. Durante la actividad, las empresas han compartido con los estudiantes anécdotas y retos que han tenido que superar para llegar hasta donde se encuentran ahora. 

Iberogen es una compañía biotecnológica que ofrece soluciones innovadoras a la industria veterinaria, agroalimentaria y ganadera, poniendo a su servicio técnicas punteras en genética molecular y AntalGenics es una spin-off que centra su actividad en el descubrimiento, validación y valorización de moléculas bioactivas con aplicación en campos de la biomedicina y la dermocosmética.

Por su parte, Nutrihorizon se centra en el desarrollo de complementos vitamínicos enriquecidos para suplir las carencias nutricionales de los celíacos; Bioferric Ink desarrolla una tecnología de partículas magnéticas que regenera el agua de efluentes industriales; y Oscillum Biotechnology trabaja en una etiqueta biodegradable capaz de detectar el estado de descomposición de un alimento y alertar de cuándo este ya no se puede consumir.