Noticias

La etiqueta para seguridad alimentaria de Oscillum, ganadora nacional del programa Climate Launchpad

Gracias a este reconocimiento, la firma representará a España en la final global, que tendrá lugar en el mes de noviembre en Ámsterdam.
Gracias a este reconocimiento, la firma representará a España en la final global, que tendrá lugar en el mes de noviembre en Ámsterdam.

Reducir el malgasto de alimentos para disminuir los niveles de contaminación favorecer la lucha contra el cambio climático. Este es uno de los principales objetivos de la empresa Oscillum Biotechnology del Parque Científico de la UMH. Para ello, la compañía ha diseñado una etiqueta biodegradable capaz de detectar el estado de descomposición de un alimento y alertar de cuándo este ya no se puede consumir. La innovación de este proyecto ha servido a la firma para convertirse en una de las ganadoras nacionales del programa para ideas clean-tech Climate Launchpad, organizado en España por AVAESEN, entre otras entidades. Gracias a este reconocimiento, la firma representará a España en la final global, que tendrá lugar en el mes de noviembre en Ámsterdam.

De todos los proyectos internacionales que se presenten a esta final, se seleccionará a las tres ideas ganadoras a nivel mundial. Estas recibirán una dotación económica de 10.000, 5.000 y 2.500 euros, respectivamente además de acceso a la reconocida escuela de negocios Climate-KIC Accelerator. Para elegir a los premiados un jurado de expertos valorará, entre otros aspectos, el potencial de la compañía y su nivel tecnológico para abordar el cambio climático.

La etiqueta SmartLabel desarrollada por Oscillum es biodegradable y capaz de alertar visualmente de la descomposición de los alimentos. Esto se realiza a través de polímeros y sensores químicos. Los primeros son la matriz de la etiqueta y los que le confieren las propiedades mecánicas. Por su parte, los sensores químicos analizan el alimento y son capaces de detectar las moléculas producidas por la descomposición de los alimentos. De este modo, la etiqueta cambia de color en función del nivel de descomposición.

Actualmente la etiqueta es funcional para carnes y pescados frescos aunque la empresa trabaja para desarrollarla también para otros productos, como frutas, verduras, productos lácteos, entre otros productos.

Además del Climate Launchpad, la innovación de su proyecto ha llevado a Oscillum hasta otros destinos como Alemania, donde la empresa tuvo la oportunidad, de la mano de AVAESEN, de presentar su etiqueta en la ciudad de Düsseldorf. Durante su estancia en la ciudad germana, los promotores de Oscillum asistieron a sesiones de formación especializada organizadas por el centro de estudios Provadis. También, la presentaron en la segunda edición de la cumbre organizada por la Asociación Europea de Química, donde, además, pudieron establecer contacto con potenciales inversores.

También en medios
Diario Información
Horta Noticias

Alcalá Hoy