Noticias

Reducir la mortalidad por sepsis: cada vez más cerca de su objetivo la empresa Viva In Vitro Diagnostics impulsada por Vincle Capital

La compañía trabaja en el primer dispositivo que permitirá determinar la situación del paciente y facilitar tratamientos para reducir posibles secuelas

La sepsis es la primera causa de mortalidad hospitalaria ya que origina alrededor de once millones de muertes al año. También implica una carga económica sin igual por la ocupación de camas en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI): en España cada paciente séptico cuesta al sistema sanitario 42.000 euros en promedio. Fundada por el Dr. Pablo Pelegrín, profesor de Inmunología en la Universidad de Murcia, Viva In Vitro Diagnostics desarrolla el primer dispositivo que permitirá determinar la situación, inmunodeprimida o no, del paciente séptico para predecir su evolución y facilitar al equipo médico la prescripción de tratamientos más personalizados que reduzcan de forma drástica los daños ocasionados por la sepsis. La firma ha cerrado una ronda pre-semilla en la que ha participado Vincle Capital, el club de inversores privados que mantiene abierto hasta el próximo 9 de junio el plazo para inscribir start-ups y spin-offs que busquen financiación.

El proyecto surgió de la investigación del Grupo de Inflamación Molecular del IMIB, dirigido por el Dr. Pelegrín, donde dieron con hallazgos en el campo de los inflamasomas, esto es, unos complejos moleculares intracelulares que intervienen en los mecanismos de la inflamación. A estos descubrimientos les siguió un hito clave: la realización de un estudio clínico en colaboración con el Hospital Virgen de la Arrixaca y con financiación del European Research Council (ERC), aval internacional de rigor. Esta prueba de concepto clínica confirmó que la tecnología predecía cuál sería la evolución de ese 80% de pacientes sépticos en estado inmunodeprimido.

Para Joaquín Gómez Moya, CEO y cofundador de Viva In Vitro Diagnostics, la entrada de Vincle Capital ha dado resonancia a los primeros pasos de la compañía y multiplicado su capacidad para alcanzar recursos imprescindibles: “Vincle Capital no es un mero inversor, es un nexo de unión de capital humano y financiero, así como la conexión con los demás inversores privados que han participado en esta ronda pre-semilla”. Además, destaca el valor del “capital inteligente" que aporta este club de inversión, es decir, los contactos y la experiencia, el acompañamiento en decisiones difíciles, etc.: “La ronda alcanzó sus objetivos en tiempo récord gracias al asesoramiento de Antonio Vilaplana, quien también es miembro del Consejo de Administración de Vincle Capital”.

El recorrido de Viva In Vitro Diagnostics no ha hecho más que empezar. Con una perspectiva internacional, la compañía se ha fijado tres grandes objetivos para los próximos años. Por un lado, la obtención de apoyos públicos de carácter europeo, nacional y regional, y por otro lado, integrar su tecnología en un prototipo compacto, funcional y fácil de usar, con el que repetir la validación clínica. Pero, también, trabajan para establecer alianzas con empresas farmacéuticas: Viva In Vitro Diagnostics les ayudaría a conocer de qué modo actúan las moléculas que desarrollan para mejorar su estrategia clínica, esto es, la elección del mejor uso terapéutico en enfermedades como las autoinflamatorias o las autoinmunes. Como apunta Gómez Moya, esto generará valor para todos, los fundadores de la firma, los inversores, y, sobre todo, generará beneficios para los pacientes y la sociedad: “Estaríamos cada vez más cerca de nuestro propósito: reducir las muertes por sepsis”.

Apuesta por la innovación

La creación de Vincle Capital está promovida por el Parque Científico de la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche, que actualmente también ocupa la Secretaría Técnica, y el Parque Científico de Alicante. En este club de inversión participan, además, empresarios e instituciones del territorio nacional, principalmente de las provincias de Alicante y Murcia. El objetivo es generar cultura de inversión en proyectos innovadores e invertibles y apoyar el ecosistema emprendedor de la zona, aunque pueden inscribirse start-ups de otras zonas geográficas. Los socios y socias del club cuentan con amplia experiencia en la gestión, el crecimiento y el escalado de empresas que operan en sectores como la agrotecnología, la nanotecnología, la ingeniería, las TIC o la Salud, entre otros. Toda la información está disponible en www.vinclecapital.com